Los agricultores y ganaderos que quieran incluir su explotación en una denominación de origen, ha explicado, tienen hasta el 15 de enero para solicitar ayudas de la línea de calidad diferenciada dotada con 600.000 euros.

El Gobierno de Castilla-La Mancha ha reiterado su compromiso con los productos agroalimentarios y en especial con los de calidad, vinculados a las denominaciones de origen y las indicaciones geográficas protegidas, entre otros aspectos, a través de su promoción. Para ello, está abierta una convocatoria de ayudas hasta el próximo 15 de enero dotada con dos millones de euros para hacer promoción de estas figuras de calidad.

Durante su visita a la empresa ‘Bocados Gourmet’, en la localidad toledana de Quintanar de la Orden, el consejero de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, ha recalcado que las figuras de calidad no solo son la “mejor tarjeta de presentación del mercado agroalimentario, sino la imagen real de esta región”.

Además de esta ayuda de promoción, ha resaltado que aquellos agricultores que quieran incluir sus explotaciones en cualquiera de las figuras de calidad existentes en la región pueden hacerlo de la mano del Gobierno regional con una línea de calidad diferencia que cuenta con un presupuesto total de 600.000 euros.

Martínez Arroyo ha puesto de manifiesto la importancia que tiene el sector agroalimentario de la región. Supone ya más del 15% de la riqueza que se genera en Castilla-La Mancha.