Con el Open Day el grupo quiere acercar todas sus bodegas, enólogos y novedades a sus clientes, profesionales del mundo de la gastronomía, consumidores y periodistas.

Bodegas Familiares Matarromera, puso en marcha el 27 de febrero su primer Open Day Madrid, un formato de evento que le permitió acercarse a sus principales grupos de interés en la capital de España. Desde las 11 de la mañana y hasta las 21 horas, los invitados pudieron conocer de cerca y, en un único espacio, las nueve bodegas con las que el grupo tiene presencia en seis Denominaciones de Origen de nuestro país.

El valor de este formato reside, para el director de Comunicación y Estrategia del grupo, Roberto Sanz Soblechero, en que este tipo de jornadas son “una ocasión única de poder compartir nuestras experiencias, transmitir nuestra pasión por las maravillosas zonas vinícolas en las que tenemos presencia y poder compartir y explicar a los periodistas el valor diferencial de cada una de nuestras marcas aprovechando este formato pionero en nuestro sector”. Además de estrechar lazos y fidelizar, Bodegas Familiares Matarromera, considera que este Open Day Madrid ofrece la posibilidad de vivir la experiencia de los vinos y otros productos en directo, y en un marco adecuado. “Tenemos que agradecer a nuestros invitados su asistencia y el tiempo que nos brindan para conocer las novedades de nuestras marcas”, añade el dircom de la compañía bodeguera.

Para su primer Open Day en Madrid, el grupo bodeguero ha elegido el Hotel Westing Palace, uno de los espacios para eventos más destacados de la capital, situado en el famoso Paseo del Arte. “Es imprescindible encontrar el lugar idóneo que sea el envoltorio perfecto, acorde con estupendos vinos que se presentan”, señala el presidente de Matarromera, Carlos Moro.

A lo largo de la jornada se han sucedido cuatro diferentes catas (Bodega Valdelosfrailes, Bodegas Emina, Bodega Carlos Moro y Bodega Matarromera) en las que ha participado el nutrido equipo de enólogos de la casa. Además, se han celebrado dos cosmeticatas con la línea Esdor de productos de belleza y cuidado corporal que posee también el grupo. Se trata de una serie de artículos de alta gama y venta exclusiva en farmacias que parten siempre de las propiedades del vino para el cuidado de la piel.