La ministra García Tejerina defiende que la Unión Europea debe mantener su liderazgo en la lucha contra el cambio climático adoptando propuestas legislativas conjuntas en el marco europeo que generen desarrollo socio económico para nuestras empresas y ciudadanos . Mantiene que para cumplir el compromiso de evitar el aumento de la temperatura global, establecido en el Acuerdo de París, se necesitan alianzas estratégicas con todos los actores y nuevas fórmulas de cooperación público-privadas

La ministra de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, Isabel García Tejerina, ha asegurado en su participación en el Consejo Informal de Ministros de Medio Ambiente de la Unión Europea, que se celebra en Tallin (Estonia), que las políticas de lucha contra el cambio climático en la Unión Europea demuestran que la transición hacia una economía baja en carbono es posible.

La ministra ha considerado que los países de la UE “debemos liderar la lucha contra el cambio climático a través de la implementación de París; con la adopción de la normativa comunitaria de clima y energía, integrando los objetivos climáticos en las políticas económicas y forjando alianzas estratégicas con todos los actores”.

Sobre la forma de alcanzar las metas marcadas en el Acuerdo de París, Isabel García Tejerina ha hecho una llamada a “la búsqueda de alianzas estratégicas para cumplir el compromiso adquirido de evitar el aumento de la temperatura global por encima de los 2 grados y, si es posible, no más del grado y medio”.

Estas alianzas, según la ministra, “no deben alcanzarse únicamente a nivel de país o región, sino también con los agentes no gubernamentales, entre sectores y todos aquellos que reafirman su apoyo al Acuerdo de París”.

En el logro de estos objetivos, García Tejerina ha señalado que juega un importante papel el sector privado y, al respecto, ha destacado que en España se ha estado trabajando en los últimos años en fomentar alianzas público-privadas en el ámbito de la lucha contra el cambio climático, fruto de lo cual se creó el Grupo Español de Crecimiento Verde, entre otras buenas prácticas españolas en el ámbito de la agenda climática comola Red Iberoamericana de oficinas de cambio climático.

Además, dentro de la comunidad por el clima, ha anunciado una Plataforma Nacional para la Acción Climática, una experiencia pionera para compartir e implantar las mejores prácticas en los ámbitos de la mitigación y adaptación al cambio climático y hacer la medición y el seguimiento de sus efectos, en términos de reducción de emisiones, ha explicado.

Para finalizar, la ministra ha señalado que “seguir comprometidos con el Acuerdo de París nos hará avanzar hacia una economía baja en carbono, lo que conlleva beneficios claros para la calidad del aire, la salud, el ahorro energético y el crecimiento de empleo