El 11 de abril culminó el proceso iniciado en noviembre de 2015 por la Asociación Vinos de Cebreros. Durante este tiempo, la DOP ha sumado más de 300 hectáreas y nueve bodegas.

La Comisión Europea ha aprobado el registro de la Denominación de Origen Protegida (DOP) Cebreros en el seno del Comité para la Organización Común de los mercados agrícolas-vino. Así, en los próximos días se publicará en el Diario Oficial de la Unión Europea (DOUE) culminando, de este modo, el proceso de reconocimiento de esta DOP que se inició en noviembre de 2015, cuando la Asociación Vinos de Cebreros -ahora reconocida como su órgano de gestión-, presentó ante la Consejería de Agricultura y Ganadería de la Junta de Castilla y León la solicitud de protección.

Este largo recorrido ha contado con algunas fechas significativas como la concesión de la protección nacional transitoria el 17 de mayo de 2017 (Resolución de 28 de abril de 2017 de la Dirección General del Instituto Tecnológico Agrario de Castilla y León) y la aprobación del reglamento de la DOP en junio de 2017 (ORDEN AYG/446/2017, de 9 de junio, por la que se reconoce el Órgano de Gestión de la Denominación de Origen Protegida Vino de Calidad de Cebreros). De esta forma, la Consejería de Agricultura y Ganadería puso las bases que han permitido a la Denominación de Origen Protegida Cebreros iniciar su andadura mientras concluía el procedimiento de reconocimiento a nivel europeo.

En estos casi dos años, la DOP Cebreros ha sumado al proyecto más de 300 hectáreas y 9 bodegas, y los vinos de las vendimias 2017 y 2018 han podido salir al mercado etiquetados con este marchamo.

La comarca vitivinícola de Cebreros cuenta con una gran tradición. Son numerosos los textos históricos y legales donde se citan los vinos de esta zona situada al sureste de la provincia de Ávila, entre las cuencas de los ríos Alberche y Tiétar, separadas por el macizo oriental de la Sierra de Gredos y que comprende 35 municipios. Con el reconocimiento de esta zona como DOP se cierra el mapa vitivinícola de Castilla y León en cuanto a las comarcas históricas.

Cebreros tiene como variedades principales a la Garnacha Tinta y el Albillo Real, lo que junto a la longevidad y altura del viñedo y un clima benigno, permiten obtener unos vinos con grado alcohólico destacado y muy buena acidez (alta y equilibrada) que proporciona frescura y viveza, aptos para crianzas prolongadas. En definitiva, son vinos equilibrados y elegantes, sabrosos y muy vivos.