Recientemente ha tenido lugar en Barcelona una máster cata de garnachas conducida por el Master of Wine holandés Frank Smulders, un seguidor de la garnacha catalana y, en especial, de la garnacha blanca de la Terra Alta.

La cata se encuentra dentro de los actos que va a organizar la Denominación de Origen Terra Alta para promocionar el concurso internacional Grenaches du Monde, del que será sede oficial el año próximo.

En la cata se pudieron degustar garnachas de las 4 denominaciones de origen garnacheras por excelencia en Cataluña: DO Empordà, DO Montsant, DOQ Priorat y DO Terra Alta, con algunas garnachas de principios de siglo e incluso una referencia de garnacha blanca del año 1996.

Abrieron la cata las garnachas blancas de la anfitriona DO Terra Alta, una selección de vinos de 7 de las bodegas que conforman la DO. A continuación fue el turno de los tintos del Montsant y el Priorat, para rematar con las garnachas dulces de la DO Empordà. Un viaje a través de los diferentes tipos de garnacha, una de las variedades más arraigadas en el Mediterráneo, y con una presencia muy destacada en la Terra Alta, donde la garnacha blanca es la variedad emblema, con una concentración muy alta de toda la garnacha mundial (33%), números que llegan hasta el 75% si hablamos de la producción en España y hasta un 90% en Cataluña.

Por lo que respecta a los actos de promoción del concurso Grenaches du Monde, la próxima parada será en Lleida, a donde los vinos de la Terra Alta llegarán para ser presentados a los profesionales de la restauración y la hostelería de la demarcación catalana una vez entrados ya en el 2018.