El pasado 8 de mayo se reunió el Consejo Consultivo de Política Agrícola para Asuntos Comunitarios, en el mismo, el ministro Luis Planas manifestó que en el mes de junio comenzarán las reuniones de los grupo de trabajo que se ocuparan de los objetivos medioambientes de la futura PAC. El Ministro también habló sobre los acuerdos comerciales de la UE con otros países y otros temas que se tratarán en el próximo Consejo de Ministros europeos.

En el Consejo Consultivo presidido por el Ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación en funciones, se analizarón los temas que se abordarón en el Consejo de Ministros de Agricultura de la UE esta semana en Bruselas, uno de cuyos puntos será el debate sobre el “nuevo modelo de aplicación de la PAC”.

Luis Planas, señaló que España apostará por una PAC con fondos suficientes, para que desde la agricultura, la ganadería y la silvicultura se pueda contribuir eficazmente al doble reto del cambio climático y de la seguridad alimentaria

Explica que la declaración de la Comisión sobre la digitalización en la agricultura, está perfectamente alineada con las actuaciones que el Ministerio está impulsando con la nueva Estrategia de Digitalización para el medio rural

Además, el ministro ha resaltado el trabajo que se ha venido desarrollando durante las últimas semanas en el marco de la elaboración del Plan Estratégico de la PAC para España, mediante las reuniones de los grupos de trabajo que han abordado dos de los nueve objetivos de la futura PAC, incluyendo el enfoque de género y la despoblación, y ha agradecido la participación y colaboración de los representantes autonómicos en este cometido.

También ha recordado que en junio comenzarán las reuniones de los grupos de trabajo que se ocuparán de los objetivos medioambientales, así como el que se centrará en el análisis del reparto de valor en la cadena alimentaria.

En relación con el modelo de aplicación de la PAC que se seguirá debatiendo en Bruselas, Planas ha destacado la necesidad de simplificar el contenido del Informe Anual de Rendimiento que los Estados miembros deberán enviar a la Comisión Europea, antes del 15 de febrero de cada año, sobre el ejercicio financiero inmediatamente anterior, así como la necesidad de flexibilizar los ejercicios de liquidación y de revisión de rendimiento.

A este respecto el ministro ha planteado el apoyo de España a las propuestas de la presidencia rumana para mantener el carácter anual de la Revisión de Rendimiento, aumentando la tolerancia entre las metas planificadas y logradas, especialmente en los primeros años. También ha resaltado el apoyo de España al establecimiento de márgenes de tolerancia en la Liquidación de Rendimiento, entre los importes medios planificados y los ejecutados en caso de intervenciones no vinculadas a superficies ni animales.

Negociaciones comerciales de la UE        

El ministro ha explicado que en el próximo Consejo de Ministros de la UE se presentarán los últimos datos de las exportaciones europeas, que en 2018 alcanzaron el valor de 138.100 millones de euros, mejorando ligeramente, en un 0,1% el valor del año anterior. Igualmente se repasarán las visitas realizadas por el comisario Hogan para facilitar acuerdos comerciales con terceros países como el realizado a China en mayo del año pasado, con una delegación empresarial, un mercado atractivo para los intereses comerciales del sector español, o a Australia y Nueva Zelanda, países con los que se actualmente se está en fase de negociación para alcanzar un Acuerdo de Libre Comercio.

También se informará sobre el viaje que el Comisario acaba de comenzar a Japón, país con el que, el pasado 1 de febrero, entró en vigor el Acuerdo de Asociación Económica, que supone una liberalización del mercado de bienes de la Unión Europea y Japón del 99% y 97% de las líneas arancelarias respectivamente.

Planas, que ha expresado su apoyo a la política de acuerdos comerciales internacionales de la UE como vía imprescindible para diversificar el destino y aumentar el valor de las exportaciones; ha manifestado su confianza en que las negociaciones presentes y futuras que la Comisión Europea lleve a cabo con sus socios comerciales, concluyan con éxito y se reflejen en acuerdos equilibrados, que tengan en cuenta los intereses defensivos y ofensivos y que ofrezcan nuevas oportunidades a los operadores del sector.

Un planeta limpio                                    

El próximo Consejo de Ministros de la UE será también el marco en el que la Comisión Europea presentará la Comunicación “Un planeta limpio para todos: la visión estratégica europea a largo plazo de una economía próspera, moderna, competitiva y climáticamente neutra”. Una Comunicación, ha explicado Planas que recoge la estrategia europea a largo plazo, en línea con el Acuerdo de París de 2015, que confirma el compromiso de Europa para liderar la acción global contra el cambio climático, que debe lograr el objetivo de neutralidad de emisiones netas en 2050, en un contexto de transición social y justa, basado en criterios de eficiencia de costes.

En este documento, ha apuntado el Ministro, se señala el potencial de la agricultura, la ganadería y la silvicultura en la generación de biomasa, que puede ser aprovechada para reducir el uso de combustibles fósiles, previendo un incremento del consumo de bioenergía del 80 % en 2050. También se señalan las oportunidades vinculadas a la digitalización y a las nuevas tecnologías inteligentes, para reducir el uso de productos fertilizantes y fitosanitarios y para mejorar la capacidad de los suelos agrícolas y forestales para secuestrar carbono.

Además, la Comunicación hace referencia al objetivo de destinar al menos el 25 % del presupuesto global de la UE del próximo Marco Financiero Plurianual a gastos relacionados con el clima y el medio ambiente, en el cual la PAC tiene un papel clave. Igualmente, hace referencia al incremento hasta 100 mil millones de € del nuevo Horizonte Europa del cual, el 35 % se destinará a objetivos relacionados con el clima.

Planas ha explicado que España apoyará el enfoque de la Comunicación, apostando por una PAC con fondos suficientes, para que desde la agricultura, la ganadería y la silvicultura se pueda contribuir eficazmente al doble reto del cambio climático y de la seguridad alimentaria. Asimismo, desde la posición española, se defenderá una PAC que contribuya al objetivo de neutralidad climática en 2050, destacando también el papel de la bioeconomía y, sobre todo, la investigación, la innovación y la transferencia del conocimiento, con especial referencia al papel de los jóvenes y las mujeres en el proceso de transición y adaptación.

A este respecto el ministro ha recordado que a nivel nacional, el Gobierno ya ha comenzado los trabajos preparatorios para elaborar una estrategia española análoga, dentro del paquete de energía y clima que está impulsando.

Futuro digital

Otro de los temas que, con carácter informativo, planteará la Comisión en el Consejo de Bruselas, será los resultados del Digital Day celebrado en abril, en el que se presentaron tres declaraciones para su consideración por los ministros, referidas a la digitalización de la agricultura y del medio rural, a la participación de la mujer en los productos tecnológicos y digitales y a la cooperación para la digitalización del patrimonio cultural.

La declaración sobre la digitalización en la agricultura, ha señalado el ministro, suscrita por 24 estados miembros, entre ellos España, resulta muy pertinente en el contexto español, y está perfectamente alineada con las actuaciones que el Ministerio está impulsando con la nueva Estrategia de Digitalización del medio rural, en cuya elaboración han colaborado activamente las Comunidades Autónomas y todos los actores relevantes en esta temática.

Planas ha subrayado que el contenido de la declaración coincide con la justificación que motiva esta Estrategia como es la producción sostenible de alimentos, la adaptación a la economía digital, la generación de empleo, el reto del envejecimiento y la despoblación y la necesidad de capacitación.

Entre las acciones contempladas en la declaración, el ministro ha señalado que se plantea ayudar a la Comisión a identificar al menos cinco experiencias que sirvan como un recurso para validar soluciones inteligentes novedosas en entornos reales y fomentar el trabajo en red entre este tipo de instalaciones.

A este respecto Planas ha afirmado que España está en disposición de poder identificar algunas de estas instalaciones exitosas, dada la amplia experiencia en campus punteros de Universidades, clusters agroalimentarios potentes y Hubs de innovación digital, y ha instado a las Comunidades Autónomas a participar en ese proceso de determinación de iniciativas provechosas y con alto valor añadido, con el objetivo de fomentar el desarrollo tecnológico y digital de la agricultura y de los territorios rurales.