Miguel A. Torres renueva la presidencia de la organización para los próximos tres años tras sustituir en 2017 a Christian Barré y pide actuar contra el cambio climático e incrementar esfuerzos en el exterior.

La Federación Española del Vino (FEV) celebró ayer su Asamblea General de socios en el Salón de Actos del Ministerio de Agricultura haciendo un repaso a los principales retos de la organización en el corto y medio plazo. Durante la misma, el presidente de Bodegas Torres, Miguel A. Torres, fue reelegido como presidente de la organización para los próximos tres años. En su intervención ante la Asamblea el presidente de la FEV destacó que es “hora de actuar” ante las distintas amenazas a las que tendrán que enfrentar las bodegas en los próximos años y destacó especialmente la necesidad de adaptarse a los efectos del cambio climático y de invertir y fomentar el uso de energías renovables en el sector. Torres se refirió también al descenso continuado del consumo de vino en España, aunque apuntó que empieza a remontar y agradeció los trabajos que está realizando la Interprofesional del Vino en este sentido a través de la campaña “Marida mejor tu vida con vino”.

El presidente de la FEV habló también de la necesidad de incrementar los esfuerzos en promoción exterior aprovechando el papel de los restaurantes españoles como las mejores embajadas de nuestra gastronomía y nuestros vinos. Por último, agradeció el apoyo decidido del Ministerio de Agricultura a la candidatura del secretario general de la FEV, Pau Roca, a la Dirección General de la OIV en las elecciones que se celebrarán el próximo mes de julio.