Este magnífico comportamiento de los mercados exteriores permite mantener un buen ritmo de comercialización. Como ha sucedido a lo largo de toda la campaña, las cotizaciones nacionales e internacionales son altas, si bien se mantienen ligeros descensos desde mayo. Siga leyendo …